miércoles, 2 de marzo de 2011

Estructuras de composición de Marketing de experiencias

Estructuras de composición de Marketing de experiencias

El Marketing de experiencias es un arma poderosa en manos de departamentos que cuidan conceptos de Branding que generan Imagen de Marcas.

  • La venta y distribución del Marketing de experiencias despliega sobre la mesa del cliente la capacidad de escuchar de forma precisa las estrategias y estructuras que permiten dibujar unos objetivos que intentan conseguir resultados concretos y la transmisión perfecta de la Imagen corporativa.
  • Elabora sofisticados cuadernos de trabajo que permiten tener una visión adecuada de la Imagen corporativa, sus estrategias y estructuras en función de la consecución de los objetivos de transmisión de mensajes complejos.
  • Pone de manifiesto los canales de transmisión y aglutina información precisa de como estos canales se pueden transformar en espacios que potencien una comunicación bidimensional en el contexto adecuado para que la diferencia que logra extraer de la Imagen Corporativa y sus mensajes concretos puedan ser puestos en pie en una experiencia determinada.
  • Desarrolla propuestas donde conceptos como interactividad y vivencia compartida se entremezclan con objetivos que buscan conseguir empatía, diferenciación, identificación, vinculación y captación, están, de forma, íntima relacionados en la búsqueda de la consecución de objetivos concretos.
  • Hace notar que cada una de las elecciones tomadas para cada elemento concreto están llena de justificación, argumentación y contenido que avalan las hipótesis con las que se pretende conseguir el resultado esperado.
  • Cada hipótesis que plantea contiene un elemento que es capaz de acumular infinitos significados y desarrolla plataformas para la adecuada consecución de un diálogo interactivo que enriquezca la relación entre la Imagen Corporativa y sus empleados o clientes.
  • En la puesta en pie es capaz de dar respuestas útiles, de forma creativa, a las demandas de respuesta ante un mensaje concreto emitido, sin perder en ningún momento la línea de coherencia de la que se obtendrá un Valor Emocional y un Valor de Responsabilidad Social correcto, dispuesto para aplicar.
  • Es capaz de emitir, de forma posterior, un informe de resultado aportando soluciones de alto valor creativo para el subsiguiente paso en las relaciones en las que halla profundizado.

El Marketing de experiencias en manos de organizadores que no son capaces de transmitir o que no busquen desarrollar conceptos de Marcas, en realidad, no deja de construirse desde las agencias organizadoras, como eventos tipo o habituales, de los que no se obtendrán los resultados que pretende conseguir con estas acciones donde la premisa es la de compartir experiencias pero si obtendrán la marca distintiva de los soportes publicitarios habituales de la Imagen Corporativa.

El contacto en la empresa que habla con el organizador de eventos exige una lista inmensa de propuestas que toma en cuenta según criterios de gustos, apetencias o intenta repetir resultados anteriores solicitando la misma propuesta ya realizada, con la única petición, de que parezca diferente para evitar correr riesgos intentado eliminar cualquier margen de error. Sin una percepción global del modelo de negocio, capacidad de transmisión de objetivos concretos, habilidades para comunicar Imagen de Marca, capacidad para tomar decisiones con respecto a la coherencia entre las propuestas y los objetivos perseguidos por la Marca, el Marketing de experiencias no será un Valor a tener en cuenta para dar rentabilidad a una inversión que, en realidad, se terminará haciendo pero no obtendrá más resultados que los que ya se han obtenido en otros momentos.

Encontrar la secuencia lógica que permitirá construir eventos que cuidan Branding para generar Cultura de Marca pasa por un conocimiento exhaustivo de la diferencia que hay entre Imagen Corporativa e Imagen de Marca y la perfecta percepción de que construida ya la Imagen corporativa y abocada a una relación que busca permanecer en el mercado, debe empezarse a construir una Imagen de Marca correcta que permita esa permanencia a través de profundizar las relaciones con el entorno donde se mueve de una forma sostenible.

El Marketing de experiencias despliega sus estructuras para la perfecta construcción de entornos donde compartir experiencias se convierta en una vivencia óptima que aporte valor a los Conceptos de Marcas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario